Conectarse

Recuperar mi contraseña




Últimos temas
» Muy buenas!
Jue Abr 30, 2015 3:40 am por Kenta

» Ethernia Ehlysea {Afiliación Élite}
Dom Mayo 25, 2014 7:56 am por Invitado

» Foro RPG Naruto (Élite) (caida de botones)
Dom Mayo 25, 2014 6:04 am por Invitado

» holau gente ^^
Lun Mayo 12, 2014 6:03 am por taider kend

» Foro RPG Naruto (Élite)
Sáb Mayo 03, 2014 7:20 am por Invitado

» School of devil way [Elite]
Dom Mar 23, 2014 7:39 am por Invitado

» Attack On Titan ;; Reapertura [Cambio de Botón - Normal.]
Mar Ene 14, 2014 1:09 pm por Invitado

» Anime Rol [Élite]
Dom Dic 08, 2013 3:51 pm por Invitado

» I Want Candy! {Invitación}
Lun Nov 11, 2013 9:54 am por Invitado

» Homines Hortum || Élite [Yaoi]
Dom Oct 20, 2013 2:42 pm por Invitado

Miembros del Staff
Bleach Legend StoryDarkest Night: El foro de rol de DC Comics Never AfterHeart BlackBleach: Shadow Of SeireiteiCity of HorrorKikanKikan Sword Art Online (SAO)Mariollette Empire ~ ROLTrono de Poniente Nova Orbis











Recordatorio: El tamaño de los botones deberá ser obligatoriamente de 40x40
Shiki Topsite! Sekai Anime Top List  Kuroi Bara Lista Top  Lista Top Onigroup ROLTop4Us BRA Topsite Roleplay Monster
Este skin ha sido diseñado por Deimos y modificado por el Staff de Souls&Swords por lo que la copia o distribución de los códigos está prohibida. El código de algunas descripciones pertenece a Remember. Agradecimientos a Haru por compartir el código de la portada con nosotros.




Ficha de Alen

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Ficha de Alen

Mensaje por Alen el Vie Ago 02, 2013 11:46 pm





× Nombre:  Alen Laertes.
× Sexo: Hombre.
× Edad Aparente: Veinticinco.
× Edad Real: 395 años.



Descripción Física


Imponente. La primera impresión que una persona se suele llevar de Alen es similar a encontrarse con un ser que pide respeto a gritos. Obviamente eso es muy general, pero normalmente su físico es llamativo. Una mezcla entre dureza y belleza que pide a gritos ser observado, a veces con recelo desde la inferioridad y otras abiertamente para contemplarlo. Nunca para subestimarlo.

Para empezar, mide cerca de un metro y noventa y cinco centímetros cosa qua muchas veces le más visible que los demás, por una cuestión de altura. No solo destaca por esta altura superior, sino que su cuerpo presenta un físico envidiable. Con un peso cercano a los noventa quilos destacan sus espaldas anchas y gruesas (de joven muchas veces era llamado “Platón”) y con un pecho a la par con estas, ligeramente voluminoso pero no en exceso. La barriga es completamente plana y lisa, con abdominales marcados y trabajados, un magnifico six-pack. Brazos y piernas rematan el conjunto, siendo a su vez largas pero con una estructura también muy dura y prominente, con músculos a juego. El color de su piel es de un blanco con detalles cobres o broncíneos, como si el sol hubiera tomado la molestia de prestarle los rayos únicos y exclusivos para que tomara unos tintes ligeramente más oscuros y darle un toque perfecto a su esbelta y suave piel. Es por ello, todo un adonis griego, con una apariencia de atleta o deportista fornido, bello y vistoso. Ese físico que tantos hombres desearían tener para poder encandilar a tantas otras bellas muchachas, por el simple hecho de ser bien plantado y bien parecido.

Su cara tampoco se queda atrás. Presenta una sonrisa perfecta, con dientes bien alineados y de un blanco impoluto (además que pese a las peleas que ha luchado, nunca ha perdido ninguno, por suerte) que invitan a los interlocutores a sonreír con él nada más verla. Labios finos, ligeros y poco carnosos para ser un hombre que invitan al beso, a las caricias y a promesas cumplidas. Pómulos poco marcados, sin arrugas; nariz recta sin magulladuras o ningún tipo de defecto apreciable. Y sus ojos. Esos ojos dorados intensos, que parece que penetran el alma con un simple vistazo, como si pudieran revelarle a ALEN con una mirada todos los secretos más olvidados. Una intensidad difícil de olvidar, aunque si convidan a mantener la mirada, a quedarse hipnotizados por ellos y por su portador. Finalmente un cabello lacio y largo, que cae libremente, sin orden o concierte por donde quiere hasta los  hombros y  enmarca su cara como si de un cuadro antiguo se tratase. Tienen un color oscuro, marrón fuerte que con el sol parece ser más claro, tirando a un rubio oscuro o hasta adquirir colores pelirrojos.

Alen:
Alen II:
Alen III:



Descripción Psicológica


Alegre, abierto, bonachón, habitualmente se le ve con una media sonrisa en la cara. Tiene facilidad para entablar conversación con otras personas, nunca rehúye el contacto con otros seres y procura mostrarse tranquilo, sereno y sobretodo amigable. Le gusta disfrutar de la risa, divertirse con chistes (de cualquier índole, sean de humor negro, verdes, ofensivos o simples) ya que no tiene reparos con demasiados temas ni tampoco comprende demasiado bien la palabra tabú. A su vez es una persona que no es demasiado dada a utilizar un lenguaje correcto, sino que prefiere hablar como le venga en gana sin importar si hace mal uso de sus palabras, emplea palabras malsonantes, expresiones de disgusto. En general es demasiado abierto, indiferente a las opiniones de los demás en estos temas como para preocuparse de ello. Es necesario, pues, mencionar que gran parte de su carácter se centra en una gran capacidad para tomar decisiones propias y actuar, acertadas o no, independientemente de lo que piensen los demás de dichas actuaciones. Tiene una gran confianza en sí mismo, en su capacidad para actuar como cree que debe para prescindir de ciertas opiniones totalmente subjetivas. En eso también le ayuda su propia zampakutoh, aunque de un modo peculiar.

A su vez, Alen tiene un carácter bastante complejo cuando se trata de enfocar la realidad y sus eventos. Nunca se mostrara como pesimista, pero tampoco es un realista o un optimista convencido. En general tiene dos conceptos asociados que marcan su forma de encararlo. Por un lado, es un trabajador infatigable, convencido de que todos los actos que se puedan realizar acabarán teniendo una repercusión futura (o presente) así que conviene más actuar que permanecer sin hacer nada y aceptando las cosas. Por otro lado, también es consciente de la enormidad de la creación, de los eventos que suceden de forma no deseada. Gran parte de esto viene dado por la propia zampakutoh, y por ello es capaz también de comprender el cambio, de aceptarlo como dado y actuar en consecuencia. Por ello su carácter tiene una marcada dualidad, que en realidad no es apreciable: es capaz de asumir el cambio, la sucesión de eventos como dados y fijos (curiosamente lo único que nunca cambia es el propio cambio, pues permanece inalterado y constante a lo largo del tiempo) y a la vez de ser una persona que en lo desafía con sus actos. Por ello prefiero decirse que es una persona altamente adaptable, cambiante.

En general, es capaz de llevarse bien con la mayor parte de las personas, salvo con un tipo. Excepto todos aquellos que sean dogmaticos y que creen poseer el conocimiento total y universal sobre la vida. Estos nunca conseguirán congeniar correctamente con Alen, quien sufre de una total aversión para personas tan fijas. Tampoco tolera demasiado bien aquellos que imponen siempre criterios y restricciones sociales de actuación. Aquellas personas que tienen demasiados tabúes, prejuicios generales (justificados o no). Alen es en cierto sentido un Alma Libre, que le gusta actuar como él cree que debe, sin ningún tipo de atadura o restricción. Es una persona bienintencionada pero que difícilmente sabe enmarcarse en un contexto regido por muchas leyes, tanto sociales como militares, y solo acatará aquellas que él crea conveniente para el futuro correcto personal, de sus amigos o de sus intereses.

Mentalmente es una persona muy hábil. Buen observador, de mente rápida para comprender que sucede a su alrededor. Ligado con su comprensión del cambio eterno y constante, ha dado un paso hacia adelante en términos de intentar adaptarse lo más rápido posible, generando primero una capacidad mental para cambiar, luego para predecir y finalmente cayendo dentro del marco inconsciente muchas veces siendo una intuición de lo que está por venir. También, cosa que otros no poseen, cuenta con la ayuda de Chaos, fiel espada. Un gran aliciente en ese sentido. Tampoco es que Alen fuera un rematado estúpido antaño, cuando no portaba su espada y su experiencia era mucho menor en todos los campos, así que es también una persona lista, sagaz e insidiosa en muchos temas.



Historia


Alen nació hace unos quinientos, casi seiscientos años en Gran Bretaña [De hecho 549 años]. De ese tiempo el hombre no recuerda nada de nada, oculto en una bruma de negrura en las entrañas de su cerebro. La realidad es que era el hijo de un noble adinerado y poseedor de una gran campiña e infinidad de tierras al Oeste de Londres, en la zona conocida como Gales hoy en día. Nada a destacar sucedió en aquella época a nivel personal del Shinigami, pero explica el porqué de su aspecto occidental, alejado de tantos aspectos japoneses o asiáticos que predominan por la sociedad de almas. Sus ojos azules tienen sus raíces en sus ancestros sajones y normandos, procedentes de las invasiones nórdicas previas a la unificación del reino inglés. Su corta infancia fue feliz en manos de sus cuidadores, y estaba destinado a ser una gran caballero y señor feudal. Pero todo eso se truncó por completo con las revueltas conocidas posteriormente como “la guerra de las rosas”, una guerra civil dónde las dos casas mayores pretendían exponer sus derechos al trono. No pudiendo quedarse al margen, su familia al estar cerca de los focos de actividad bélica se vio inmersa en el tormento y la tortura y concretamente en el año 1461, en la batalla de Herefordshire. Ese día todos los presentes en la ciudad fueron masacradas tras la propia derrota del ejercito Lancaster a manos del ejercito de York. El joven Alen, que por aquel entonces tenía poco más de tres años, pereció de una estocada sin piedad en su cabeza. Mejor suerte que muchos de sus familiares. Murió de forma rápida e indolora, sin saber que era todo el caos que acontecía a su alrededor. Seguramente esa estocada en su nuca, borraría de un plumazo toda la corta memoria del chico, dejándolo no amnésico sino simplemente falto de recuerdos.

Las primeras imágenes que tiene en mente de sus inicios, provienen ya del Rukongai. Pocas cosas cabe decir, salvo que siempre ha tenido dudas sobre sus orígenes. Por un lado deduce que murió como tantos otros humanos y pluses, pero sus recuerdos al iniciarse en una casa de clase media de distrito catorce este del Rukongai, hacen que la duda se extienda. También es factible que sea hijo de dos almas. Actualmente poco le importa sus orígenes reales, sino sus logros y metas conseguidos en su vida, así como su propio porvenir.

Entrando en detalles de sus propias imágenes mentales, fue criado por una familia ya envejecida pese a ser espíritus de la Sociedad de Almas. Con mucho mimo, ternura y calidez recuerda como fue creciendo lentamente, notando el paso de los años de forma ligera, como es de esperar de esos que viven en esa dimensión. Aprendió a hablar y leer en varios idiomas, enseñado por su madre. Aprendió a sumar mientras, subido a un mostrador, la tienda de artículos de lujo de su padre estaba abierta y este vendía sus productos a hombres y mujeres de alto standing, habitantes de los primeros distritos del Rukongai. El tiempo que pasó allí fue maravilloso y aprendió varios valores, sobretodo familiares. Puede recordarlos con ternura, en multitud de momentos. Pero como él sabe, todo tiene un fin. La lenta decadencia de sus padres terminó abruptamente cuando un día fueron brutalmente asaltados, en la tienda por un grupo de jóvenes violentos. Como ya sucedería en otro tiempo, ambos acabaron mordiendo el polvo y como vulgares animales maltratados, sus cuerpos lanzados en el bosque. El pequeño Alen, que aparentaba tener unos ocho años, pero en realidad contaba ya con unos trescientos años de edad, no contempló nada de todo eso para su salud mental. Era un golpe terrible que nunca hubiera podido soportar. Lejos de eso, uno de los bandidos se le acercó y simplemente le dijo que sus padres dormían para siempre y que marchara en busca de aventuras. Aterrorizado por el aspecto de matón, llorando por las palabras y la última bofetada que le propinó por dicho llanto, huyó. Actualmente es un trauma que a veces le atormenta, pero ha comprendido con madurez lo que sucedió ese día, y lo ha aceptado sin problemas.

Los siguientes cincuenta años aproximadamente los pasó vagando. De casa en casas, de calle en calle. De grupo de amigos a grupo de amigos. Aprendió la dureza de la vida estando sola y desamparada, y creció más rápido que nunca. En ese corto espacio de tiempo, pasó de tener unos pocos ocho años aparentes a tener cerca de unos diez u once. Pero la suerte estaba de su lado. Un hombre extraño, vestido con ropajes negros se hizo cargo de ella. Una relación que acabaría siendo extraña y bizarra, pero que empezó con una sonrisa y una hogaza de pan. Le dió de comer en una calle oscura y apartada, y preguntó por su familia. Alen, poco acostumbrado al trato con la gente de forma desinteresada después de tantos años de robos, pequeños crímenes y bandas, se acercó con cautela. Más todo terminó rápido cuando este insistió en llevársela a su propia casa, para ayudarla. Un hito, que marcaría su destino. Un hombre peculiar, un Shinigami de poder medio o bajo, que lo acogió.

Durante años estuvo a su cuidado, aprendiendo de él muchas cosas. Pero el carácter de Alen era tal, que decidió seguir los pasos de su mentor, aquel hombre que lo había recogido de la miseria. Decidió devolverle el favor como mejor podría hacer. Decidió que se convertiría en un Shinigami, que aprendería el negocio e ingreso cuando pudo convencer a su padrastro de que era apto para la tarea. Supero la Academia de los Shinigamis sin dificultad pero sin brillantez e ingreso en uno de los escuadrones de protección, destinado a la seguridad del mundo humano. Su camino, aún sigue.



Zanpakutou


× Nombre:
Chaos.

× Aspecto sin liberar:
Dos katanas adornan habitualmente su cinto. Dos katanas gemelas, idénticas en todos los sentidos. Dos armas con las que poder pelear. Con todo son totalmente normales, sin detalles aparentes que puedan diferenciarlas de cualquier arma forjada en el mundo humano, de cualquier espada.

La mayor diferencia respeto a otras zampakutohs sin liberar reside en el hecho de que las espadas parecen unas viejas reliquias descuidadas a lo largo de los años. No tienen adornos y su color deja mucho que desear, siendo simplemente un hierro opaco y apagado. Ni siquiera los reflejos de la luz parecen hacer restallar algo de brillantez en las hojas. Sus filos además están mellados y rotos en muchas partes de los mismos, siendo irregulares en toda la hoja pero con todo afilado. En lugar de crear los cortes habituales, el usuario las usa de la misma manera pero buscando crear desgarrones de carne, con las múltiples puntas y orificios. La lleva sin vaina atada a su espalda en una simple tela blanca.

× Aspecto Materializado:
Chaos es Chaos.

No hay una forma clara de explicarlo o de definirlo, porque realmente como su propio nombre indica, es un ser basado en el desorden. Un ser que es cambiante, indefinido e inconstante. No se le puede llamar amorfico porque realmente posee forma, solo que esta es diferente a gusto del propio espíritu. Cada momento, cada cuando él quiera para ser más concretos, su aspecto exterior es moldeado a otro de diferente. Para el propio portador, que ya lleva tiempo con él a su lado, es un hecho que aún se le hace extraño. Por un lado es un tanto escalofriante, al penetrar en el mundo interior y no saber con qué se puede encontrar uno. Pero por el otro lado también resulta refrescante, novedoso e interesante. Las múltiples facetas del espíritu nunca parecen tener final, nunca parecen aburrir.

Además, no es solo que Chaos se manifieste como le dé la gana, ya sea en forma humana, humanoide, mitológica, animal o cualquier otra que la imaginación y el desafiar las leyes de la realidad puedan crear y aparentar. No, por el contrario o se podría decir que a la vez, puede manifestarse no solo en forma de un contenedor único, sino de muchos a la vez. La unicidad tampoco es apreciada por el propio espíritu, quien muchas veces ha deleitado a su portador con un paraje lleno de diversos seres, todos ellos diferentes entre sí actuando como quieren por el mundo interior. Un espectáculo que nunca le ha dejado indiferente. Y un espectáculo sin fin, incansable pues puede variar en cualquier momento para pasar a ser otro, y otro y otro.

Personalidad.
Si bien, en apariencia es cambiante, por dentro, lo que sería su carácter es constante dentro del cambio. Lo acepta como dado, que nada es perenne. Entiende y sabe que todo tiene un final pero que ese final es un principio nuevo. Un eterno ciclo de renovarse en dónde incluso la muerte de un ser puede ocasionar el nacimiento de otros seres. Por tanto, su principal capacidad mental es la adaptabilidad. Se sorprende, como todos, ante los sucesos y eventos que lo rodean (vividos obviamente como todas las zampakutohs y mediante a su portador) pero le resulta muy rápido comprender y aceptar los cambios al ser él mismo, tal como le gusta describirse, el avatar del cambio.

Por otro lado, su trato con Alen tiene una peculiaridad. Como era de esperar nunca es igual en sus maneras de expresarse, ni de actuar, pero si mantiene una base, un interés subyacente idéntico. Siempre procura lo mejor por su portador dadas las condiciones a las que se enfrenta pero a su manera y a su forma de comprenderlo. A veces puede actuar y mostrarse como un buen amigo intimo, constante y fiable. Otras autoritario como una madre o un padre que saben lo mejor para su hijo. Otras como un desconocido completo al que no le importe decir burradas o malas palabras. Pero todas ellas, todas las formas, todas las maneras de interactuar radican en solo propósito. Que Alen, al igual que si mismo, sean capaces de afrontar los sucesos del cambio, del paso del tiempo y los eventos ligados a él y de los que nadie es inmune (salvo quizás los Dioses o Dios).

Shikai:


× Liberación:
Kiretsu kara no konran ga shōjite hōrō tamashī. Chaos.

Literalmente del japonés ~ De los resquicios un alma errante surge el descontrol. Chaos.

× Aspecto:
La forma liberada de la zampakutoh de Alen consta de dos espadas.

Suele pelear con ambas armas gracias a su buena coordinación y su capacidad para manejar los dos lados de su cuerpo como si fueran el mismo, siendo por ello ambidiestro. Entrando en detalles, como se puede observar a simple vista, sus armas no presentan grandes detalles a destacar o mencionar. Tienen un aspecto normal, tradicional, típico y bastante tópico, como la mayoría de las zampakutohs que portan tanto los Shinigamis como los malditos Arrancars. Ambas armas son idénticas en cuanto a su estilo: forman parte de la escuela de forja conocida como Shirasaya, es decir, que no tienen una guarda para proteger las manos. A modo de contraprestación para dicho efecto negativo, son más aerodinámicas, menos pesadas y más livianas, por lo que se pueden mover de forma más ligera, algo que Alen prefiere por su propia constitución, físico y fuerza. Pero aparte de eso, ambas armas son ligeramente diferentes: como los antiguos samuráis del Japón tradicional, presenta un conjunto de armas llamadas daishō:

Una de las dos espadas, se trata de una katana (daitō) en el sentido estricto de la palabra. Presenta una hoja de cerca de un metro de longitud, de doble filo. La empuñadura mide treinta centímetros y el mango es totalmente negro opaco, de un cuero duro para un mejor agarre. Presenta algunos detalles florales que recuerdan a pétalos de cerezo, con su color rosado pero cambiante a cada momento a gusto de Chaos. El pomo es prácticamente inexistente, siendo de unos escasos centímetros, allí donde el cuero del mango no cubre. Tiene un color dorado mate, que no refleja demasiado la luz. Por ello, y haciendo una fácil suma, se puede comprobar que la katana no llega a medir un metro y sesenta centímetros, siendo más corta que muchas de sus congéneres pero quizás más manejable.

La otra, se trata de una katana corta o más conocida como wakizashi o shoto. Al contrario que su hermana gemela, la longitud de su hoja no supera el metro y treinta centímetros, aunque si está afiliada por los dos lados y sobretodo en la punta, especialmente para apuñalar / perforar en distancias cortas. La empuñadura tiene igualmente treinta centímetros, haciendo que ambas se comporten igual en cuanto agarre y por lo que puede manejarlas de forma indiferente con ambas manos. Su mango también es de colores cambiantes, habitualmente negro, pero en ella presenta unos detalles amarillos, con forma de romboides en medio del mar de oscuridad cambiante. El pomo, como antes, es prácticamente nulo y también tiene un color de amarillo dorado. A diferencia de su hermana gemela, esta katana no llega a medir ni siquiera noventa centímetros, siendo especialmente apta para el combate en muy cortas distancias, dónde las armas mayores pueden encontrar dificultades para ser blandidas.

Como detalle, Alen no acaba de comprender porque su zampakutoh en forma sellada aparece como armas basadas en ese estilo de combate tradicional japonés, cuando el espíritu de su espada no acaba de definirse completamente de ninguna nacionalidad, tradición o región, y prefiere usar el latín antiguo como idioma antes que el japonés para sus comandos. Presupone que es una ventaja táctica más que una definición de estilo personal, pero no está segura.

× Técnicas:
Watashi no ken, watashi no tamashī. - [Mi espada, mi alma]
En cualquier momento el hombre pueda cambiar la forma de su espada para alterar su tipología.

Por un lado, puede pasar de atacar mediante las espadas a usar todo tipo de armas de cuerpo a cuerpo (nunca armas de fuego o armas de proyectiles) pero mientras use estas armas distintas no podrá extenderlas como hace la técnica pasiva. Es una técnica destinada al combate ofensivo directo, para cambiar el estilo de pelea de espadas a otras armas que quizás puedan sacar ventaja al rival.

Por el otro lado, y la verdadera técnica que suele usar en pelea, se trata de cambiar una de las espadas para crear un escudo defensivo. Si usa una de las dos espadas, se tratara de un escudo como máximo de 3x3 en forma semicurvada  (es decir frontal y parte del lateral) capaz de detener ataques de cualquier índole y con un pincho delante que se pueden extender mediante la técnica pasiva. Si se usan las dos espadas, podrá crear una cúpula defensiva capaz de medir cinco metros de diámetro (personajes cerca de ella podrían quedar dentro de dicha defensa). Mediante esta forma no se puede realizar extensión al usar toda la energía y metamorfosis en defenderse a los 360º grados.

Desutinīransu - [Lanza del Destino]
La técnica más fácil y sencilla de usar. Simplemente a una orden mental del portador junto a una ligera emanación de energía espiritual, los filos de las espadas pueden extenderse recorriendo un gran alcance de espació en poco tiempo. Visualmente parecerá como si se tratara de un ataque de energía, un cañón o un kidoh, pero nada más lejos de la verdad, son las hojas de ambas espadas que se han extendido y replegado rápidamente creando un destello lumínico plateado como aviso. A su vez, aunque es bastante incomodo para el estilo de pelea de Alen, puede dejar la hoja extendida antes de replegarla, para poder abarcar más terreno de pelea pero haciéndola poco manejable (recordar que es una espada, su filo corta igual extendida que retraída). Cada hoja de cada espada se puede activar en cualquier momento (no deben hacerlo juntas) y pueden llegar a abarcar una distancia de 50 metros de largo.

Sebunsōdotsurī. - [Árbol de las siete espadas].
La única técnica que realmente que Alen considera como “activa”. Mediante esta, de cada una de las hojas aparecen siete pinchos. La espada adquiere la habilidad de alargar y multiplicar cualquiera de las siete puntas, pareciendo a una especie de árbol. Estas puntas pueden multiplicarse en cualquier punto hacia otra dirección, pudiendo a su vez multiplicarse y alargarse igual que la original. Es decir, tiene un límite de 3 creaciones de puntas y de 7 puntas cada creación. Cuando ya las hojas pueden dificultar más que ayudar, a la voluntad de Alen, la técnica se cancela y las espadas regresan a la forma original. Como ya sucediera con la extensión, la espada tiene ciertos límites en su alcance. Solo se puede extender en el arco frontal-lateral de la dirección en que apunte la hoja, es decir las puntas nunca podrán ir hacia atrás (hacia su mango por ejemplo). La espada no pesa más aun multiplicando las hojas. Cada punta puede extenderse un máximo de 8 metros, es decir en total puede crear pinchos que lleguen hasta 8*3 = 24 metros. Menor extensión que con la técnica anterior, pero con un mayor alcance de área.

Bankai:


× Liberación:
Henkō wa subete dōyō ni watashitachi o doraggu. Sore o henkō suru yuiitsu no hōhō ga aru made taema nai to yōshanai. Kotei oyobi teisū wa hakai ni unmei dzuke rarete imasu. Genjitsu, kaosu no sokubaku kara jibun o kaihō suru.

Literalmente del japonés ~ El cambio nos arrastra a todos por igual. Incesante e incansable hasta que solo queda un camino, cambiar con él. Lo fijo y constante está destinado a la perdición. Libérate de las ataduras de la realidad, Chaos.

× Aspecto:
Las armas no sufren variaciones en su forma, siquiera cambian un ápice. El único cambio que acarrean es que sus colores variarán por todo el filo y no únicamente y exclusivamente en el mango. En ocasiones se verán como arcos iris, otras más apagadas, alguna que otra vez tendrá suerte Alen y se camuflaran con el entorno (aunque Chaos no parece mucho por esta labor). Sin orden ni concierto, se irán alterando. Respeto a Alen, lo mismo sucederá con sus ojos y con el color de su energía espiritual (para aquellos que quieran y puedan verlo), sus colores se alteran sin cesar.

Todo lo demás permanecerá inalterado. No porque Chaos no desea o no pueda cambiarlo (pues alguna vez ha transformado mediante su energía espiritual a Alen en un sapo o algo similar) sino que por efectividad, método de pelea y necesidad prefiere no tocarlo y dejarlo idéntico. Con un gran esfuerzo por su parte…

× Técnicas:

Longinius
La técnica básica del Bankai, es la combinación de la técnica [Watashi no ken, watashi no tamashī] y [Desutinīransu ]. En este caso empero, cada hoja de cada espada se puede activar en cualquier momento (no deben hacerlo juntas) y pueden llegar a alcanzar un total de 100 metros de largo.

Sourufuragumento - [Fragmento del Alma]
Durante el Bankai, la espada puede poseer la capacidad de dejar fragmentos de si misma con cualquier técnica que se realice. Es decir, mientras esta técnica se mantenga activada la liberación, cualquier ataque realizado con la espada (sea la pasiva, o cualquier otra activa o hasta con un simple espadazo) puede dejar pedazos de metal dentro del cuerpo rival. Estos fragmentos que consigan impactar al rival se quedarán clavados en la herida causando un daño periódico, hemorragia leve y lesión quizás muscular [Tendrá un trozo de hierro clavado en una zona de su cuerpo, eso duele]. Estos pedazos de espada pueden ser removidos con facilidad por el oponente, y si no, el hombre puede replegarlos sobre su espada en cualquier momento, cesando el dolor pero quizás creando otras heridas en función de la dirección hacia donde se retraiga el pedazo (Es decir, los pedazos vuelven a la espada por el camino más recto). Tiene el mismo alcance que la técnica Longinius, los pedazos solo pueden viajar en línea recta. Tiene un gran gasto al combinar la fragmentación con el impulso y extensión.

Nota 1. Solo causarán daños "superficiales" y, como máximo afectarán músculos. Dificilmente podrán afectar dichos fragmentos los órganos internos (Debería darse una diferencia de rol o de rango elevada para que así fuera).
Nota 2.  Cuando se restaure la zampakutoh, pero se dejen a la vez pedazos en el cuerpo rival, se podrá ver como en la espada faltan esos pedazos. Hasta que no sean retirados o retraídos, no se restauraran.
Nota 3: Si se cancela la liberación por cualquier motivo, los pedazos regresan automáticamente a la espada.

7 Ken no michi - Camino del árbol de las siete espadas
El hombre pose la capacidad de clavar una de las zampakutohs en el suelo, y en un radio de 25 metros de radio, independiente de la altitud, desde cualquier superficie que no pertenezca a un ser vivo, es posible que salgan hojas con las mismas capacidades y aspectos que la técnica [Árbol de las siete espadas], solo que en vez de blanco pasan a ser negro. En total puede crear esta vez, 7 árboles, cada uno con sus 3 versiones de 7 ramificaciones en todas direcciones. No hace falta que todas las ramificaciones se activen en el momento inicial (pueden aparecer más tarde) ni que todos los arboles aparezcan en el momento inicial. De hecho el hombre puede plantar la espada en el suelo y la técnica realizarla sin necesidad de contacto. La técnica se cancela cuando todos los arboles han dado el máximo de si, o bien cuando Alen retira la espada del suelo. Cada uno de los arboles perforará la tierra por donde vaya a salir, dando la capacidad al oponente de notar de alguna manera que sea por allí, como puede ser un temblor muy leve.



General



× Estilo de lucha:
Como no podía suceder de otra manera, el estilo de pelea de Alen esta basado enteramente en la combinación del Zanjutsu y del Hoho para avasallar a sus oponentes. De hecho es la única forma que tiene pues desconoce por falta de interés el Hakuda y por falta de capacidades (manejo de la energía en formas muy puras o refinadas) el Kidoh.

Habitualmente utiliza un estilo de pelea dual, con ambas espadas para concatenar golpes uno tras otro, mientras se mueve, acerca y aleja para evadir. No tiene mucha dificultad como lo hace pero es tremendamente efectivo con ello. Suele, como es normal apoyarse enteramente en el poder de su zampakutoh para ello. Tiene un estilo que le permite luchar perfectamente a corto alcance, pero de ser necesario actuar a distancia alargando o modificando su zampakutoh (pues ese es poder básico, la capacidad de ajuste y manejo) para ser más eficiente.

× Mundo Interior:
El mundo.
El Universo.
Un libro abierto.

Conociendo al espíritu de la zampakutoh no era de extrañar que su mundo interior, el lugar donde resida y refleja su alma sea también de estas características. Es decir ninguna fija, constante o definida. Nada dura para siempre, cada paisaje es completamente nuevo. Infinidad de parajes, zonas, secciones. Mar abierto, sol deslumbrante. Eternas galaxias de colores brillantes dónde nacen soles y mundos, o terribles mausoleos donde solo azota la muerte. Nada se libra de aparecer en el mundo interior de Alen y Chaos.

Además las leyes de la gravedad, de la física y del tiempo, en general las leyes que rigen el universo “real”, tampoco parecen tener efectos dentro de su mundo interior. Volar, aparecer desdibujado, colores irreales o alterados, caer hacia arriba, subir escaleras hacia abajo, que una palabra lleve una eternidad en ser pronunciada pero que al terminar una frase parezca que hayan pasado ni tan siquiera décimas de segundo. Junto a al propio Chaos, hace que cada visita, cada internada al mundo interior sea un desafío total, una novedad, un sin saber exasperante y a la vez que el propio portador mantenga su mente abierta a nuevas ideas y conceptos.

En general, nunca dejar indiferente al espectador, en este caso a Alen.

× Reiatsu:
Color arco-iris. Fluctuante en función del estado de animo del personaje. Habitualmente es de un blanco puro, curiosamente el único color que no se suele ver en un arco-iris.

× Escuadrón:
Rei




Extras









Última edición por Kalmeda el Mar Ago 06, 2013 10:05 pm, editado 4 veces
avatar
Alen

Post : 3

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Ficha de Alen

Mensaje por Chiesa el Sáb Ago 03, 2013 12:56 pm

Buenas, se bienvenido a nuestro foro!

Para empezar, deberías hacer una ficha propia para el foro. Éste se basa en un mundo alternativo y tiene sus peculiaridades.
Por ejemplo, tu personaje está obligado a llevar el traje de shinigami, no armaduras y trajes aleatorios. 

En la historia también hay varias incoherencias, contando que muchas veces se cambia el género del protagonista, lo que hace ver que es una modificación de algo que ya había sido creado previamente (solo googleando un poco se puede llegar a la ficha que has tomado como referencia). 
Aparte hay otros detalles que indican que no has leído demasiado de la Ambientación del foro, la cual puede ayudarte a definir tu personaje.

En cuanto a la zanpakutoh, el primer fallo es que el nombre de la espada debe de estar obligatoriamente en japonés. Además, en cuanto a las técnicas, deberías especificar como afecta, porque no es lo mismo una técnica que ralentice a un raso, que intentes hacérselo a un espada. 
También está la técnica de Vorágine de Destrucción, donde todos los ataques son repelidos, ejécutandose lo que llamamos, defensa perfecta, lo cual está abolido. 
En el bankai, no se puede tener el control de todos los elementos (o descontrol, aunque lo elegirías tu), ni tampoco las tiradas de dados. 

De todas formas, hace tiempo que no me pongo a corregir técnicas y estoy algo oxidado, así que, ve cambiando las cosas y otro administrador vendrá a ayudarnos a corregir la ficha.

Suerte!
avatar
Chiesa
Capitán Rei
Capitán Rei

Post : 1243
Edad : 31

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Ficha de Alen

Mensaje por Alen el Dom Ago 04, 2013 4:50 am

Gracias por la corrección.


  • Removida los apartados de la armadura. Vestirá como un Shinigami normal. Comprensible, error personal.
  • Editado y ajustado las confusiones erróneas de genero. Obviamente todos los "pedazos" son de personajes de mi puño y letra, era cuestión de ajustarlo bien. No es "una ficha de referencia" la que has googleado. Es mi ficha.
  • Poder de la Zampakutoh removido y cambiado a otro que parece más fácil, factible y menos problemático.
  • Comandos en japonés. No me gusta nada esa imposición, pero bueno, hay están.


A la espera de la re corrección.

PD: ¿podrían cambiarme el nombre a Alen?
avatar
Alen

Post : 3

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Ficha de Alen

Mensaje por Chiesa el Mar Ago 06, 2013 3:13 pm

La historia es tuya, pero de otro foro. En este tenemos un apartado de ambientación, porque cambia mucho con respecto al mundo original de Bleach. Por ejemplo, al final de tu historia  está la frase "Consiguió por su propio derecho y trabajo, aunque siempre sospecha que aportar su apellido resultó más fácil, el acceso a los Shinigamis", cuando aquí, precisamente, el ser noble está mal visto por los shinigamis y viceversa. 

En cuanto a la zanpakutoh, creo que es muy parecida a la de Gin en la serie original, ¿no? 
Lo que pasa es que solo se puede tener una pasiva, por lo que no puedes calificar a Desutinīransu como pasiva, ya que la anterior es la que le corresponde al shikai (que también parece tener una defensa completa, rodeando por completo al personaje e incluso más gente).
 Tampoco me ha quedado claro son las técnicas de Sebunsōdotsurī y 7 Ken no michi, que por lo que parece, simplemente son ramificaciones como un árbol y luego, la creación de varios árboles que crean muchas espadas. Pero no se que efectividad tendría eso como ataque.
avatar
Chiesa
Capitán Rei
Capitán Rei

Post : 1243
Edad : 31

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Ficha de Alen

Mensaje por Alen el Mar Ago 06, 2013 10:05 pm

Ajustada la parte final de la Historia. Nade  nobleza, nada raro. Huérfano típico y tópico que se hace Shinigami. Más fácil, estúpido y cumple la normativa, sin tener que obligarme a escribir cosas que no serán aceptadas o deberán ser cambiadas. Disculpa mi tono, no me gusta que se me obligue a cambiar el trasfondo. Sea para este foro o para otro, y menos cuando no me dicen exactamente qué y debo buscarme la vida. Quiero rolear, no matarme a entender todo el foro. La ambientación que habéis creado es muy buena pero no estoy aquí para esto enteramente.

Respeto a las técnicas iré por partes.

En cuanto a la zanpakutoh, creo que es muy parecida a la de Gin en la serie original, ¿no?

Concepto general, sí. Aplicación practica y ideas mías, más. No creo que deba haber problema alguno. Sino, que nadie se ponga zampakutohs de fuego o hielo por eso de parecerse a Yamamoto o Toshiro, Lo lamento pero esta insinuación espero que no se convierta en algo más.

Lo que pasa es que solo se puede tener una pasiva, por lo que no puedes calificar a Desutinīransu como pasiva, ya que la anterior es la que le corresponde al shikai

Alargar y encoger la espada es una técnica activable, solo que puede hacerlo cuando guste. Eso la deja en un termino medio entre "pasiva" y "activa". He quitado la descripción que menciona "La técnica pasiva". Será utilizable solo que tiene mucha facilidad para ello y puedo hacerlo seguido.

(que también parece tener una defensa completa, rodeando por completo al personaje e incluso más gente).

No entiendo el problema. -Tras leer este tutorial Poderes y Técnicas, concretamente:

Defensa absoluta; Se define tal defensa como aquella que te permite esquivar, absorber o bloquear cualquier ataque, sea cual sea la naturaleza, poder de éste e independientemente de quién lo invoca. Para evitar que prohíban una técnica defensiva, ésta debe tener uno o varios de los siguientes requisitos:

Defensa relativa: con ésto queremos decir que tu defensa será efectiva según con quién te enfrentes y con qué te ataque éste. Es decir, dependerá del poder del ataque y de la fuerza de tu oponente. [Requisito obligatorio, salvo raras excepciones*]
No ser automática: permitiendo así a tu adversario atacar antes de que te defiendas.
Protección sólo contra ciertos tipos de ataques.

Leyendo mi técnica y tu corrección, o bien no te explicas demasiado bien o por el contrario no es tal cosa. Mi técnica crea un escudo, si de 360º. Pero 1) debo crearlo antes de que me ataquen (No es automática). 2) Es relativa al rival (aunque vuestro sistema de rangos de poder es inexistente doy por hecho que a mayor cargo mayor rango). 3)Protege contra todo pero no resulta fácil de realizar una técnica de tal alcance y envergadura. Su contrapartida (que queria ahorrarme de explicar, pero dado que es necesario me auto tiraré piedras en mi tejado) es que mientras se mantiene se usa el escudo no se puede atacar tampoco, así como gastar una cantidad ingente de recursos energéticos. De nuevo, no veo por ningún lado el problema, tras leer los tutoriales y explicar como funciona.

Tampoco me ha quedado claro son las técnicas de Sebunsōdotsurī y 7 Ken no michi, que por lo que parece, simplemente son ramificaciones como un árbol y luego, la creación de varios árboles que crean muchas espadas. Pero no se que efectividad tendría eso como ataque.

Esta bien explicado como esta. De la espada salen siete puntas. Estas puntas se pueden alagar 8 metros. Y cada punta puede sacar otra punta que se puede alargar 8 metros. Con un dibujo a lo mejor (Disculpa la calidad).

Aclaracion:

Respeto a la del camino, viene a ser la versión mejorada. Permite hacer lo mismo que el dibujo anterior, pero saliendo siete arboles del suelo para crear estos efectos. Como siempre tiene sus inconveniente si se lee detenidamente la técnica. (A tirar piedars de nuevo) La espada debe permanecer en el suelo clavada, dejándome sin arma y soy altamente dependiente de ella. Tantos arboles tienen un gasto enorme y más si se quieren ramificar. Es predecible una vez sale el primer árbol ya que el oponente tendrá ojos abiertos.

¿Su efectividad? Alta. Pero como tantas otras técnicas. Sinceramente podría hacer más un cero que la técnica del shikai pero eso es porque estamos acostumbrados a menospreciarlo, ya que su pode realmente es enorme. Yo puedo causar cortes, si bastantes cortes. El cero de cogerte bien te fulmina entero. No creo que realmente se trate de una técnica superpoderosa, sino que intente crear algo diferente a lo tradicional y que pudiera ser funcional. La del Bankai, bueno, he visto muchas bankais y no dista del nivel que se espera. Es fuerte, abarca terreno, pero es que al fin y al cabo debe hacer cosas de ese estilo.

Gracias, espero la corrección.

PD: ¿Podéis cambiarme el nombre a Alen, por favor?
avatar
Alen

Post : 3

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Ficha de Alen

Mensaje por Chiesa el Miér Ago 07, 2013 3:59 am

La ambientación es muy importante para nosotros, por eso trabajamos mucho en ella, intentando ponerla más accesible a los recién llegados, pero aún así, sigue siendo un trabajo que deben hacer ellos previamente. De todas maneras, no nos gusta ir coartando las fichas de los personajes, dejando tantas posibilidades como se puedan, siempre que estén dentro de este universo particular.  

Con los dibujos se aclaran mejor las técnicas.

Primer aprobado, espera para tener un segundo aprobado.
avatar
Chiesa
Capitán Rei
Capitán Rei

Post : 1243
Edad : 31

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Ficha de Alen

Mensaje por Shihōin Katō el Jue Ago 08, 2013 4:30 am

Ésta es la primera vez en la historia del foro, desde que realizamos segundas aprobaciones, en la que se va a continuar con la corrección tras un primer aprobado. Además, dado el modo en el que se ha desarrollado la primera corrección, aprovecharé la oportunidad para dejar un par de cosas claras.

La primera y más importante, ya que es sobre lo que te has respaldado para quejarte en todo momento, es que aquí nadie te ha obligado a hacer nada. Un foro de rol interpretativo es un lugar donde vienes a escribir libremente. Lo único que aporta la administración es una ambientación en la que puedas desarrollar las vivencias de tu personaje. Se supone que, por tanto, si te has registrado y creado ficha en este foro y no en otro es porque te gusta la ambientación que hemos creado. Pedir que te ajustes a ella (es una de las normas que aceptaste al entrar) no es obligarte a hacer nada que no quieras hacer, ni mucho menos es coartar tu creatividad. No nos responsabilices, por ejemplo, de esto:
Alen escribió:Ajustada la parte final de la Historia. Nade  nobleza, nada raro. Huérfano típico y tópico que se hace Shinigami. Más fácil, estúpido y cumple la normativa, sin tener que obligarme a escribir cosas que no serán aceptadas o deberán ser cambiadas.
Si esta ambientación que, repito, has elegido libremente, dice que el ser shinigami no es algo bien visto entre la nobleza, al contrario de lo que ocurre en la serie oficial, debes adaptarte a ello. No veo la relación entre ese requisito y que tú, libremente de nuevo, hayas optado por un "típico y tópico". Aun a riesgo de resultar repetitivo: nadie te obligó a nada, mucho menos a no ser original.

Encuentro muchas más quejas al foro que no voy a citar, pero me hacen preguntarme algo: Si no te gusta esta ambientación, que es el pilar básico de un foro de rol, ¿por qué has elegido Souls&Sword para rolear? Esto ya es curiosidad personal y no tienes porqué, pero es que me asombra que hayas entrado a un sitio por elección propia y te encuentres a disgusto. Obviamente no puedes estar de acuerdo con todo. Puedes, por ejemplo, una vez registrado, sugerir un sistema de rangos porque el actual no te guste, pero si de entrada la ambientación no te agrada hasta el punto de no adaptarte a ella... sinceramente no entiendo qué haces aquí.

Aclarado el punto de "nadie te ha obligado a nada", el tono en el que te has expresado en todo momento me parece de lo más lamentable. No entiendo a qué es debido esta entrada en el foro de esta forma. Tratamos de crear buen ambiente y, aunque no has violado flagrantemente ninguna norma de convivencia, sí que te pediría que trataras de calmar tus ánimos antes de volver a postear. En pos del buen ambiente, al menos.

Ahora sí, sigo con la corrección, pues quedan un par de cosas que adaptar:

La situación de la Sociedad de Almas (en la serie, y aquí a falta de una explicación mejor) se limita a las fronteras japonesas. Es decir, es un lugar donde los que mueren en Japón van, no de otros países. Así, a todos los shinigamis se les ha pedido en la historia que, aunque pudieran tener un pasado en otro lugar, la muerte del personaje, al menos, debería ocurrir en Japón. Esto explicaría que aparecieras en la Sociedad de Almas y no en su análogo británico.
Esto, a su vez, implica que el nombre te tu zanpakuto, como las técnicas, tengan que estar en japonés. Sé que es una de las cosas de las que te has quejado, pero me remito a lo anterior: proviene de la ambientación, la cual has elegido y te has comprometido a adaptarte a ellas en las normas. En todo caso se podría aceptar un nombre "japonizado", transliteraldo al japonés desde del ingles, por ejemplo. Sería algo así como un guiño a tu pasado y cumpliría con la norma. En páginas como ésta podrás hacerlo fácilmente.

Edita esas dos cosas y tendrás el segundo aprobado. Avisa cuando estén para que cierre ficha, te dé color y rango. Te pediría también que no contestases más por aquí a lo que te puse, por no engorronar más tu ficha. Por supuesto, tienes todo el derecho a réplica, pero podrías, por ejemplo, citar mi texto en un nuevo post en "Sugerencias", seguir hablando por privado o como gustes.

Espero, sinceramente, que te lo pases bien por aquí y pronto olvidemos ambas partes este mal comienzo. Un saludo.


PD: El nombre ya te lo cambié, recuerda usar el nuevo la próxima vez que te conectes.


Hablo - Pienso - Narro - Zanpakuteo



Shihōin Katō

¿Me juzgas por las apariencias? No deberías, pues mi aliado es el Kidō, y un poderoso aliado es...

avatar
Shihōin Katō
Capitán Makoto
Capitán Makoto

Post : 2253
Edad : 32

Ver perfil de usuario http://bautizadoentinta.blogspot.com.es/

Volver arriba Ir abajo

Re: Ficha de Alen

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.